Categorías
Emprendedores y Artesanos Novedades y Eventos

Reconocimientos para Tío Pato

Por Rosanna Di Turi (@Rosannadituri)

¿Foie gras logrado en Venezuela? Pues sí. Resulta admirable saber que los emprendedores que crearon Tío Pato han logrado proponer, en tan solo dos años, una veintena de productos con esta carne que no era aprovechada como podría hacerse en el país. Y ese esfuerzo fue reconocido esta semana en la entrega de una Mención Tenedor de oro de los Premios de la Academia Venezolana de Gastronomía.

David Bastardo, cocinero formado al calor de distintos restaurantes de Caracas y la escuela Hoffman de Barcelona, España, llegó a esta iniciativa creada por un emprendedor, ajeno a estas lides, al que le gustaba esta carne, no le encantaba las propuestas que llegaban de afuera y decidió comprar una finca, con patos incluidos, a su dueño chino.

Eso ocurrió hace cinco años y ahora cuenta con patos pekineses que usan para ofrecer la carne, patos reales que le sirven para cruces y lograr un tercer tipo: los moulard que, estériles y tratados con las técnicas usadas en Francia, se alimentan como se requiere para conseguir el magret que buscan y contados kilos de foie gras al mes.

Bajo la mirada de David, han propuesto esta carne en 21 formas posibles: Confit, la grasa envasada –“es rica y más sana”-, pechugas de pato, los huevos – “para pastelería son espectaculares”-, un paté de mención y jamón ahumado. Con su propuesta, que ofrecen empacada al vacío, han llegado a bodegones y a los restaurantes de más prosapia en Caracas.

“Hemos tenido que desmitificar esta carne y explicar que no es dura, cara, ni es difícil de preparar”. Con el brío de quienes no se detienen, decidieron multiplicar la marca hacia otras carnes que, con una buena selección, pueden dar la calidad que se aspira en las buenas cocinas. Ya comenzaron en Tío cordero con carnes que cumplen el rigor para llevar ese bautismo: “A nuestros productores les compramos los que tengan máximo seis meses”. Con esa carne proponen lo habitual –el rack y el pernil- pero también otras propuesta con su sello como la paleta deshuesada y lista para un asado negro.

La familia cárnica se extiende, desde el año pasado, a Tío conejo y Tío cochino. Bajo esa égida ofrecen desde lechoncitos para la caja china hasta un pernil ya preparado en base a la receta de Armando Scannone, versionada por este joven cocinero. “Queremos llevar la calidad de un restaurante tres estrellas a la casa de la gente”.

*En total ya proponen 40 productos con sus distintas marcas. Se consiguen en distintos bodegones del país y en automercados pequeños. Están en tiendas como Fresh Fish en Caracas. En twitter e IG @tiopatogourmet

*Este año Tío Pato mereció una mención en los premios de la Academia Venezolana de Gastronomía.

Por Rosanna Di Turi González

Periodista especializada en gastronomía, editora de esta página. Convencida de que nuestros sabores son un gustoso lugar de orgullo y encuentro para este gentilicio. Fue gerente editorial de la revista Todo en Domingo de El Nacional y autora de los libros ABC del Vino, Ron de Venezuela y El legado de Don Armando. Twitter: @Rosannadituri

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.