Categorías
Novedades y Eventos Restaurantes

El Langar de Sumito en La Asunción

Las Tías

Fotografía Javier Volcán (@jdvolcan)

En la generosa casa de La Asunción que sirve de sede a la escuela del Instituto Culinario y Turístico del Caribe, un nuevo espacio resulta protagónico. Una puerta roja, a semejanza de las cabinas telefónicas inglesas, es la entrada al nuevo restaurante El Langar de Sumito estrenado el pasado 6 de octubre en la isla de Margarita, donde viven desde hace siete años sus creadores.

Allí, cada detalle transmite que es una propuesta con sello cercano. Las fotos de la familia reciben desde portarretratos o dándole personalidad a cada mesa.

“Este es el sueño de tener un lugar con mi esposa, al estilo italiano de las trattorias. No es frecuente que un cocinero tenga su propio restaurante. Si ves la lista de los mejores del mundo, pocos pertenecen a sus chefs. Buscaba un lugar así”, cuenta Sumito Estévez de este sitio creado en sociedad con su esposa Sylvia Sacchettoni.

Mientras El Langar se construía durante 14 meses, fue pensando el menú. “He elegido platos de cocciones largas que ameritan  días de preparación. No es algo que puedas resolver en la mañana y eso nos reta a ir un paso adelante. También procuramos porciones generosas. Me cansé de las goticas”, cuenta Sumito.

Concibió 36 platos. Decidió comenzar con 16, número que va aumentando paulatinamente. “Estoy en una etapa en la que quiero que se sienta el cocinero”. Todo pasa por marinadas, salmueras o cocciones previas. La pasta marinera suma unos calamares rellenos con cazón, que tomó de Rubén Santiago. Incluyó también su propuesta de frijolada asuntina, el sustancioso plato con buena historia que preparan quienes cargan el santo sepulcro en la Semana Santa de La Asunción.

“Mientras en Mondeque fue todo de pescados, aquí estoy jugando a tener también otras cosas”. En esa lista está el medio pollo asado a la leña, que ponen en salmuera durante 24 horas. También, los ravioli de chivo en coco. O el cerdo, que es parte de una ensalada con piña que lo incluye luego de ser pasado por salmuera y horneado. Ideó también guarniciones pensadas para compartir.

En el lugar, con ventanales de vidrio, la música llega a cada esquina. Lo diseñó el arquitecto Andrés Herrera, que también vive en la isla. La joven brigada tiene a Álvaro Guzmán al frente. “El Langar significa, para mí, la casa de todos. Y así estoy cocinando en esta etapa de mi vida: casero, venezolano, con porciones generosas y cocciones lentas”. La Asunción, capital de Margarita, bella y amable siempre, ahora tiene una nueva excusa para la visita.

 

*El Langar de Sumito está en la calle Lárez con calle El Dique, casa ICTC, La Asunción, isla de Margarita. Abre de lunes a sábado, de 12m a 5pmç El horario se prolongará a las noches en un futuro.

Teléfono: (0414) 057 6299.

En Instagram@langardesumito

Por Rosanna Di Turi González

Periodista especializada en gastronomía, editora de esta página. Convencida de que nuestros sabores son un gustoso lugar de orgullo y encuentro para este gentilicio. Fue gerente editorial de la revista Todo en Domingo de El Nacional y autora de los libros ABC del Vino, Ron de Venezuela y El legado de Don Armando. Twitter: @Rosannadituri

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.